Encuentro en Basauri: La unidad de todos los demócratas, venció finalmente al terror de ETA


Intervención de Pedro Sánchez Pérez-Castejón en su encuentro con militantes del PSOE en Basauri.

La unidad de todos los demócratas, venció finalmente al terror de ETA

  La unidad de todos los demócratas, venció finalmente al terror de ETA

El PSE es el corazón del PSOE, siempre bombeando la sangre socialista por toda España. En tiempos de lucha obrera, en tiempos de Guerra Incivil, en tiempos de resistencia en la Dictadura, en los años de plomo de ETA. El socialismo vasco, el socialismo vizcaíno, ha estado siempre a la vanguardia del socialismo español, políticamente. El espíritu de sacrificio de los socialistas y todos los demócratas vascos, la unidad de todos los demócratas en España, venció finalmente al terror de ETA. Es inevitable acostumbrarse a la paz e interiorizarla como si siempre hubiera estado ahí, pero es importante tener memoria y pensar todo lo que ha costado por el camino, lo reciente que es la paz. Gracias por vuestro compromiso en Euskadi.

La paz, esa aspiración de la humanidad que no acabamos de alcanzar, sacudida por el odio, el terrorismo. Quiero expresar mi rotunda condena por el atentado ocurrido ayer en Estocolmo y trasladar mi pésame al pueblo sueco. No me cansaré de decir que, frente a la barbarie, ciudadanía. En España y Euskadi hemos aprendido que frente al terrorismo, unidad y democracia. La unidad y la democracia prevalecerá sobre el terrorismo.

Ayer Odón Elorza, conmigo en el acto, apelaba a la movilización de la militancia socialista, al compromiso cívico. Apelábamos ambos a la unidad y a recuperar la mejor tradición socialista: tras las primarias, todos y todas detrás del secretario/a general para derrotar a la derecha, en beneficio de la mayoría social.

La unidad de todos los demócratas, venció finalmente al terror de ETA

Desde este proyecto trabajamos por la unidad del PSOE. Y la unidad debe ir acompañada de la lealtad con la voluntad mayoritaria de la militancia, con el mandato de los militantes. Si soy Secretario General, lo seré de los casi 200.000 afiliados del PSOE y voy a contar con todos ya todas. Desde luego con Patxi López, un gran socialista vasco, pero también con el resto de las candidaturas. Aspiro a ser el secretario general de todos los socialistas.

Las primarias del 21 de mayo tienen que servir para que un secretario general no tenga que volver a dimitir por cumplir su palabra con los militantes. Mi compromiso firme, si gano, será incluir en los estatutos del partido la consulta obligatoria sobre los acuerdos postelectorales a la militancia. Tengo muy claro que el PSOE no volverá a ser un partido ganador hasta que sea coherente, y recupere la credibilidad.

En este proceso de primarias vamos a elegir entre dos opciones. Una es la de aquellos compañeros que abogan por modelos de “gran coalición”, implícita o explícita. Para mí, la gran coalición es una gran contradicción con nuestros valores, con nuestros militantes y votantes, desdibuja la tesis socialista. Por mi parte, creo firmemente que es posible gobernar desde la izquierda en Europa. El rigor no es el de la derecha, gobernar con rigor no es gobernar para quien más tiene. El PSOE va a tener una dirección tan a la izquierda como quieran sus militantes y volverá a ser coherente, haciendo lo que decimos y diciendo lo que hacemos.

La unidad de todos los demócratas, venció finalmente al terror de ETA

Nuestros militantes tendrán que escuchar los modelos que defienden los distintos candidatos, convirtiendo este proceso de primarias en un canto a futuro, no un ejercicio de nostalgia. Debe ser un canto al futuro, de contraposición de ideas, libre de descalificaciones y difamaciones. Es evidente que algo no va bien, cuando en esta organización los que cumplen la palabra dimiten y los que utilizan el insulto se aferran a sus cargos.

No hacía falta ser muy perspicaz para observar que, tras nuestra abstención ante Rajoy, la posición política del PSOE se tornaba dificilísima. No acabo de comprender esa desconfianza que muestran algunos compañeros con el resto de fuerzas políticas -prudencia que comparto- y esa credulidad hacia la buena fe de la derecha. Pues bien, se acaban de presentar los

Presupuestos Generales del Estado y ahora hay algunos compañeros que dicen sentirse engañados por Rajoy. Y yo me preguntó: ¿Qué esperabais? Un consejo: la próxima vez que os sintáis tentados a absteneros con el PP, preguntad a la militancia.

O preguntad a los jóvenes de este país, que son el futuro y a quienes esta derecha no está dando presente. Quiero que el PSOE a partir del 21 de mayo vuelva a ser el partido de los jóvenes. Como también quiero que el PSOE vuelva a ser el gran partido de la izquierda del país, adalides de la libertad, de la igualdad de género entre hombres y mujeres. Ayer hablaba de introducir el derecho a la atención sanitaria en el catálogo de derechos fundamentales de la Constitución; la igualdad de género tiene que ser también un principio constitucional reconocido en nuestra Carta Magna.

Juventud y futuro, militancia y participación, feminismo, laicismo, memoria histórica, todos esos van a ser los síes con los que va a construir el PSOE a partir del 21 de mayo. Con ese Sí es Sí, vamos a ganar sí o sí. Quiero que estas primarias sean el principio del cambio social, sumando a los progresistas para derrotar a la derecha. Uniremos al PSOE para luego unir a toda la izquierda y derrotar a la derecha.

La unidad de todos los demócratas, venció finalmente al terror de ETA

Son tiempos difíciles para la paz, decía. Cuando hemos visto lo que ha ocurrido en Siria con esos ataques con gases a la población civil, a niños y a niñas, lo que decimos aquí es basta ya. Reclamo que el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas abandone el juego de tronos entre superpotencias y acabe con esta guerra civil. Reclamo que Europa acoja a todos aquellos refugiados, que son los nuestros y que necesitan de la ayuda y solidaridad de los países europeos.

Estábamos ayer en Vizcaya y es inevitable hacer referencia a que este año se cumplen 80 años del bombardeo de Guernica. Hoy es Siria, ayer éramos nosotros. A primera hora de la tarde del 26 de abril de 1937, los aviones de los aliados de Franco, los nazis alemanes y los fascistas italianos, perpetraron un crimen de guerra que fue anticipo de lo que vendría después en toda Europa.

Tengamos memoria, que no se nos olvide nunca Guernica y el resultado del totalitarismo, del fascismo. Que no se olvide Guernica en Europa. Cuando vemos el Guernica, estamos viendo los horrores de todas las guerras. Cuando vemos el Guernica, pensamos que no hay que dar ni un aliento a los dictadores, a los genocidas; ni una justificación, ni un respiro; ni un día sin acordarnos de las víctimas. Ni un día tampoco sin combatir a la serpiente del fascismo que amenaza otra vez Europa.

Miremos al futuro, pero no olvidemos el pasado. Sin bases sólidas no hay edificio futuro que tenga la resistencia necesaria. Y hay páginas de la historia que los españoles y españolas tenemos que pasar definitivamente. Pero ello debe ser con verdad, no con olvido. Desde esta candidatura nos comprometemos a elaborar una propuesta para la creación de una Comisión de la Verdad, que analice todos los casos de vulneración de derechos humanos del franquismo. Sin rencor, pero con memoria.

Han sido tiempos duros para nuestro país, tiempos duros también para el socialismo español y vasco. Pero como escribía la escritora vasco-chilena Gabriela Mistral -de quien ayer se hacían 128 años de su nacimiento-, mirando ese árbol de Guernica maltratado: “Volverá a ser verde y ancho/el roble, el roble nuestro”.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *