El #CanviSegur, la política quiere


Hay ganas de abrir de par en par las puertas del Govern para que entre Francina, para que entre la decencia y el compromiso social, y para que salga la derecha de Matas y Bauzá.

Es verdad que son los ciudadanos quienes deciden quién gana las elecciones, pero lo que sí depende de todos y cada uno de los socialistas, es ganar en ganas de ganar.

De ganar al paro y a la pobreza laboral; a la desigualdad, a la resignación y de derrotar a la corrupción.

En ganas de ganar a la derecha, no nos gana nadie y tengo claro que si nosotros nos movilizamos, si sumamos todas nuestras fuerzas, la derecha pierde.

Durante los tres últimos años, la derecha ha provocado la mayor fractura social, política y territorial de nuestra historia reciente. Cada decisión económica del Gobierno, cada una de sus contrarreformas y recortes, ha hundido a la clase media trabajadora; ha traído más desigualdad y más pobreza. Claro que es posible una sociedad decente que no deje a nadie en la cuneta.

La misión de la verdadera política es la de reforzar los lazos comunes para vencer las desigualdades y las incertidumbres. Nuestra misión como Socialistas ha de ser comprender un

Hablemos claro: el paro, la congelación de las pensiones, la pobreza laboral, la desigualdad salarial entre hombres y mujeres, el exilio de nuestros científicos, el abandono a los parados de más de 45 años, el precariado de muchos trabajadores autónomos tiene un nombre: es explotación.

Y la crisis económica pasará, pero si se queda Rajoy se queda su reforma laboral. Si se queda Rajoy, se queda el recorte en libertades a las mujeres; si se queda Rajoy, se quedan sus recortes en educación y el copago sanitario.

La crisis económica pasará, pero si se queda la derecha no habrá una recuperación justa. Una recuperación que reconquiste la sanidad pública sin copagos.  Que reconquiste la educación pública con más becas. Que reconquiste las ayudas para las personas con discapacidad. Que reconquiste las pensiones dignas. Que reconquiste la libertad de las mujeres, el futuro de nuestros jóvenes y el presente de los parados de 50 años.

Porque es verdad que la recuperación no ha llegado a la clase media trabajadora, porque es verdad que los socialistas construimos derechos y libertades y el PP los recorta. Porque es verdad que la clase media trabajadora solo saldrá de la crisis y recuperará sus derechos con gobiernos socialistas. Hagamos un cambio de verdad.

Los derechos no son irreversibles, tenemos que defenderlos cada día y nadie mejor que nosotros para defenderlos. Han intentado hacernos creer que tenemos que elegir entre economía y bienestar, y no es cierto. Que tenemos que elegir entre crecimiento y derechos, y no es cierto.   Que hemos de optar entre crecimiento y medioambiente, o entre crecimiento y educación, o entre crecimiento y atención a los dependientes.

Hay una recuperación diferente. Una recuperación justa desde el socialismo, que aúne mercado y democracia, competitividad y derechos laborales, crecimiento y cohesión social.

La política puede si la política quiere. Y nosotros queremos.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *