España no merece ser gobernada por la pereza de Rajoy, ni por la intransigencia de Iglesias


España no merece ser gobernada ni por la pereza de Rajoy, ni tampoco bloqueada por la intransigencia de Iglesias, porque la sociedad española es dinámica y activa.

En un acto celebrado en una plaza de la capital alavesa, rodeado de numerosos militantes y simpatizante socialistas, señalé que el 26 de junio, tenemos la oportunidad de decir ‘sí’ al cambio y de alejar a España de la desigualdad, de la corrupción y del desempleo.

Solo la victoria del PSOE en las urnas puede garantizar el cambio y ese cambio tiene nombre de mujer. Se va a llamar Igualdad, porque tras el 26 de junio los socialistas vamos a abrir una nueva etapa política en nuestro país liderada por las mujeres y presidida por la igualdad.

Aunque el 26-J repiten 4 candidatos, los españoles y españolas han visto perfectamente qué representa votar a unos y a otros. Los socialistas pusimos en marcha el reloj de la democracia cuando me presenté a la investidura y la lástima es que alguno frenó el reloj del cambio. Lo van a pagar en las urnas.

Lo grave no es que Rajoy e Iglesias bloquearan el cambio. Lo grave es que con ello bloquearon la universalización de la sanidad pública, el reconocimiento de las becas como un derecho y acabar con el aforamiento de diputados y senadores para evitar, por ejemplo, que Rita Barberá sea juzgada en un tribunal ordinario como todo hijo de vecino.

El PSOE aboga por un cambio que una lo que la derecha ha separado, lo que significa que el empleo tenga derechos, que la educación signifique oportunidades, que ser mujer signifique igualdad y que la igualdad no esté reñida con el reconocimiento a la diversidad de los distintos territorios. Tras cuatro años de recortes y de retrocesos, el PSOE es hoy más necesario que  nunca.

No me conformo con la España que está dibujando el PP, porque no quiero un país donde la política discurre por una senda completamente distinta a la de la ejemplaridad y la limpieza; donde los padres ven a sus hijos partir por la falta de oportunidades; donde los pensionistas reciben cartas diciéndoles lo bien que viven mientras les aumentan el copago farmacéutico y les congelan las pensiones o donde ser mujer es sinónimo de desigualdad…Por eso tenemos que cambiar y decir ‘sí’ al cambio. Podemos ganar al PP el próximo 26 de junio, si todos nos unimos en torno al gran partido del cambio que es el PSOE.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *