Rajoy acudió al debate falto de votos, pero sobrado de soberbia y fue derrotado democráticamente por las fuerzas parlamentarias


Rajoy no tiene remedio y por eso pregunto al resto de fuerzas políticas presentes en el Congreso: ¿qué más razones necesitamos para ponernos de acuerdo y poner fin al fracaso de Rajoy? El candidato popular acudió al debate falto de votos, pero sobrado de soberbia y fue derrotado democráticamente por las fuerzas parlamentarias mientras que el PSOE demostraba que es un partido coherente con su historia y con su programa político. Los socialistas dimos nuestra palabra de que Rajoy no iba a ser presidente y hemos cumplido.

Durante mi intervención en la localidad coruñesa de Oroso aseguré que con una mano Rajoy señalaba al PSOE como responsable de su fracaso político y con la otra nombraba a Soria candidato al Banco Mundial.

España necesita un gobierno con urgencia, sí, pero sobre todo un gobierno limpio de sospecha de corrupción, social, justo, creíble y dialogante y ese nunca será el gobierno de Rajoy. Por eso quiero dar mi palabra de que trabajaremos sin descanso, con humildad y generosidad, para poder entendernos entre todas las fuerzas políticas del cambio y poner fin al fracaso de Rajoy.

Rajoy es incapaz de gestionar la fragmentación de las urnas porque después de la mayoría absoluta que logró en 2011, ahora es el presidente peor valorado de la democracia por la falta de asunción de responsabilidad en los casos de corrupción, por la amputación de derechos y libertades y los recortes al Estado del Bienestar. Por eso no voy a tolerar que el PP amenace con que si no hay gobierno no se actualizarán los sueldos de los funcionarios y las pensiones. Presente un decreto en el Congreso y el PSOE lo apoyará.

Compartí escenario con el candidato socialista a la presidencia de la Xunta, Xoaquín Fernández Leiceaga, al que mostré el apoyo explícito de la Ejecutiva Federal porque Galicia necesita cambiar, necesita un partido que gobierne ese cambio y ese partido es el PSdeG.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *